Facebook

Economía/Finanzas.- El periodo de consultas del ERE de Evo Banco termina este lunes

El periodo de consultas sobre el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) de Evo Banco finaliza este lunes, 18 de diciembre, después de que se ampliara en un día por petición de los sindicatos, dado que inicialmente debía concluir este domingo.

La última propuesta de la entidad reduce en 22 personas, hasta 244 trabajadores, la cifra de afectados por el proceso que puso sobre la mesa al inicio de las negociaciones, de forma que se vería afectado el 53% de la plantilla, en lugar de entre el 56% y el 60%.

Además, el banco ha planteado un esquema de indemnizaciones similar al acordado en ajustes anteriores, es decir, de 32 días por año trabajado hasta un máximo de 22 mensualidades, 2.000 euros por trienio y diferentes tramos por antigüedad, todo con un tope de la indemnización máxima por improcedencia.

Asimismo, la nueva propuesta incluye prejubilaciones para mayores de 56 años a fecha de 31 de diciembre de 2018 con el 75% del salario neto y el pago del Convenio Especial de la Seguridad Social hasta los 63 años, condicionado a una antigüedad de 15 años.

Respecto al cierre de oficinas, la entidad no ha mejorado su propuesta, que implica mantener únicamente el 10% del total, es decir, 5 de las 44 con las que cuenta actualmente. Solamente permanecerían abiertas sus sucursales en Madrid (calle Serrano, 25), Barcelona (Plaza Tetuán, 19), Valencia (Plaza del Ayuntamiento, 26), Sevilla (Avenida San Francisco Javier, 1) y Bilbao (la única con la que cuenta actualmente, en Alameda Urquijo, 25).

Los sindicatos, que se reunieron el viernes con la dirección de la entidad, mostraron su «disconformidad» con la propuesta, dado que consideran que este expediente es «diferente al resto» de los ya aplicados, por lo que debe implicar compensaciones también distintas.

Así, los representantes de los trabajadores (UGT, CCOO, Fine y Csica) dejaron claro que el acuerdo debe ser «lo más favorable posible», pero «no se firmará a toda costa».

Como protesta por este ERE, los trabajadores llevaron a cabo el pasado martes una huelga, que fue secundada por el 86% de las oficinas, y una concentración de una hora ante la sede social de Evo Banco, situada en la calle Serrano de Madrid.