Facebook

La UE responderá «unida» a la amenaza de Washington de aranceles contra Francia por su tasa a las digitales

La Comisión Europea ha respondido este martes a la llamada de solidaridad de París y ha asegurado que la Unión Europea responderá «unida» si Estados Unidos cumple su amenaza de imponer aranceles del 100% a una serie de productos franceses como represalia a la tasa con la que Francia prevé gravar la actividad en su territorio de gigantes digitales como Google y Amazon.

«Como en todas las cuestiones comerciales, en este caso la Unión Europea actuará y reaccionará como una sola y permanecerá unida», ha declarado en una rueda de prensa en Bruselas el portavoz comunitario responsable de Comercio, Daniel Rosario.

Aunque el portavoz no ha dado detalles sobre el tipo de respuesta que podría emprender el bloque si Washington da el paso e impone nuevos aranceles, sí ha apuntado que Bruselas se «coordina estrechamente» con las autoridades francesas para decidir sobre los pasos a seguir.

En cualquier caso, ha subrayado el portavoz, el Ejecutivo comunitario cree que la Organización Mundial del Comercio es «el lugar adecuado» para abordar las disputas comerciales que puedan enfrentar a la UE con Estados Unidos.

El objetivo de Bruselas, que conduce en nombre de los Veintiocho las relaciones comerciales de la UE, es entablar «cuanto antes» el diálogo con Washington para buscar una «solución amistosa» a este asunto, ha apuntado Rosario.

En este contexto, el ministro de Economía y Finanzas francés, Bruno Le Maire, aprovechará que este miércoles asistirá en Bruselas a una reunión de ministros de la eurozona para verse también con el comisario de Comercio, el irlandés Phil Hogan, y abordar esta cuestión.

«Contamos con la solidaridad europea», ha dicho a la prensa este martes Le Maire, al anunciar su cita con Hogan y defender que la tasa gala que ha irritado a la Casa Blanca «no es discriminatoria» con ningún país, ya que está dirigida a «todos los gigantes digitales, sean estadounidenses, franceses, europeos o chinos».

El ministro francés ha lamentado la «política de sanciones» por la que ha optado Estados Unidos porque, ha añadido, «no es justo» entre países aliados.