Facebook

Irene Montero explica mañana al Congreso su ley de libertad sexual tras las discrepancias en el Gobierno

La ministra Portavoz dijo que, más que la «prisa» por aprobarlo antes del 8M, conviene garantizar la «calidad» de la ley

. La ministra de Igualdad, Irene Montero, comparece este lunes ante la Comisión de turno del Congreso, para explicar su ley de violencias sexuales que, previsiblemente, será aprobada en Consejo de Ministros en las próximas semanas. La ministra ha tenido que aclarar que no existen diferencias en el Gobierno sobre este texto.

La responsable de Igualdad visita la Cámara baja a petición propia y de los grupos Ciudadanos, ERC, Popular y Vox para explicar las principales actuaciones que contempla su departamento para la XIV legislatura.

Se trata de su estreno en el Congreso desde que ocupa su cargo, ya que aún no ha sido requerida para su intervención en el Pleno en ninguna pregunta de control o iniciativa parlamentaria.

Montero se enfrentará a la oposición días después de que se hicieran públicas las discrepancias entre su equipo y Justicia a cuenta de la ley de violencia sexual y el empeño de la responsable de Igualdad de que el texto estuviera aprobado antes del 8 de marzo, en el que se celebra el Día Internacional de la Mujer.

SÁNCHEZ Y MONTERO NIEGAN DISCREPANCIAS

Esta norma, entre otras medidas, propone una reforma del Código Penal para modificar el consentimiento en los delitos sexuales, el conocido como ‘sí es sí’. De ahí, que implique la colaboración del Ministerio de Justicia, liderado por Juan Carlos Campo.

Fuentes de la negociación consultadas por Europa Press señalaron que las diferencias dentro del Ejecutivo se han producido por la tardanza de Campo en dar su ‘ok’ al anteproyecto.

El propio ministro ha desmentido este bloqueo, y ha señalado que su intención es buscar la «mejor» ley de libertad sexual «para todos». Por su parte, la responsable de Hacienda, María Jesús Montero, defendió ante los medios que, en estos casos, debería primar la «calidad» de la ley, antes que las «prisas» por aprobarla antes del 8M.

Finalmente, el propio presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, minimizó las diferencias y se comprometió a cumplir las fechas que quería Montero. La propia ministra ha explicado que existe un «consenso total» entre los miembros del Ejecutivo en que esta norma debe comenzar a tramitarse en las próximas semanas.