35.9 C
Madrid
viernes, 19 julio 2024
Array

Montoro tiende la mano al resto de partidos para lograr «puntos de encuentro» en la reforma fiscal

MÁS INFORMACIÓN

El ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, ha tendido hoy la mano al resto de formaciones políticas para buscar «zonas de entendimiento, coincidencias y puntos de encuentro» en torno a la reforma fiscal presentada por el Gobierno.

«Tenemos campo, materia para entendernos», ha señalado el ministro en la sesión de control al Gobierno del Pleno del Congreso en respuesta a una pregunta del diputado de CiU Josep Sánchez-Llibre.

Montoro, que cree que la reforma mejorará durante su tramitación parlamentaria, ha invitado al político catalán a tener una disposición «favorable, positiva y constructiva» a la propuesta del Gobierno, pero desde CiU se ve la reforma fiscal como «muy poco ambiciosa», sobre todo en lo que se refiere a la lucha contra el fraude y la economía sumergida.

«Perdemos la gran oportunidad de plantear mecanismos efectivos para intentar recaudar 20.000 millones de euros que pueden aflorar en una lucha efectiva contra la economía sumergida. Perdemos la oportunidad de hacer una reforma fiscal más justa, más solidaria y más equitativa», le ha reprochado Sánchez-Llibre al ministro.

El diputado de CiU ha pedido al Gobierno que sea «valiente» y tenga el coraje de abordar la lucha contra la economía sumergida, cuantificando la pérdida de recursos tributarios que supone y estableciendo objetivos plurianuales de reducción de la misma hasta llegar a la media europea.

CRÍTICAS TAMBIÉN DESDE LA IZQUIERDA PLURAL.

También Alberto Garzón, diputado de la Izquierda Plural, ha criticado la reforma fiscal del Gobierno por ser «absolutamente regresiva, dificultar la vida a los pobres y facilitar la de los ricos».

«Eso es incrementar la desigualdad social y, en última instancia, aumentar la inseguridad ciudadana. (…) Lo que hay que hacer es combatir la miseria, la pobreza y la desigualdad social y eso también se hace con la política fiscal», ha argumentado.

Montoro le ha respondido que el origen de las desigualdades sociales está en el paro, razón por la que el Gobierno ha decidido reducir la carga tributaria sobre las nóminas de los trabajadores, especialmente de los que ganan sueldos medios y bajos.

«Para evitar las desigualdades sociales más flagrantes, hay que crecer y crear empleo y eso es lo que está empezando a ocurrir, como ya ocurrió en el pasado, porque con el Gobierno del PP es cuando hubo menos españoles en caer en los niveles de pobreza», ha aseverado.

MÁS INFORMACIÓN

- Publicidad -
- Publicidad -

Última hora