6.3 C
Madrid
martes, 29 noviembre 2022

El Rey agredece a Rossi que haya sido capaz de «ensanchar el patrimonio del imaginario a una y otra orilla del océano»

MÁS INFORMACIÓN

El Rey Felipe VI ha agradecido, durante el discurso de entrega del Premio Cervantes que ha reconocido a Cristina Peri Rossi –ausente del acto celebrado en el paraninfo de la Universidad de Alcalá de Henares (Madrid)– que la autora, a la que ha calificado de «voz en defensa de los vulnerables», haya sido capaz de «ensanchar el patrimonio del imaginario a una y otra orilla del océano».

«En su ausencia, que lamentamos tanto, queremos darle las gracias por haberse mostrado a menudo rebelde, insumisa, transgresora, distinta, en suma; gracias por los caminos literarios y vitales que ha abierto, por ensanchar el patrimonio del imaginario a una y otra orilla del océano, sorteando en la vida y en la literatura los senderos trillados», ha expresado el monarca.

La ceremonia de este viernes 22 de abril –un día adelantado a la fecha habitual– se celebra después de dos años de actos privados con los galardonados debido a la pandemia. No obstante, esta edición ha estado marcada por la ausencia de la propia galardona, Cristina Peri Rossi, y el premio ha sido recogido en su lugar por la actriz Cecilia Roth.

«Después de varios años de ausencia, nos reunimos de nuevo y felizmente en este Paraninfo de la Universidad de Alcalá para cumplir con la tradición de homenajear la obra –en este caso de una escritora– cuya vocación abarca toda su vida, una figura que ha contribuido como pocas a ampliar y enriquecer el patrimonio en lengua españolas, sumándose así a otros autores uruguayos que la han precedido en este importante reconocimiento: la poeta Ida Vitale y el narrador Juan Carlos Onetti», ha dicho el monarca.

Así, ha recalcado que al hacerle entrega del Premio Cervantes, se reconoce a quien considera la escritura su casa, a quien concibe escribir como un acto completo: sufrir, gozar, usar la inteligencia, la sensibilidad y la imaginación. «Y también hacemos aún más nuestra a Cristina Peri Rossi, con la esperanza de que los lectores de sus obras se multipliquen en Uruguay, en España y en todo el continente americano», ha enfatizado.

Además, ha recordado sus inicios –«formaba parte en Uruguay de la que se conoció como generación de la crisis o de los 60»– y ha señalado que «la vida y obra de todos ellos estuvieron marcados por la dictadura y el exilio», destacando el compromiso de Rossi con su obra. «Comprometida con su obra, con la condición de la mujer, ha sido y sigue siendo, una voz en defensa de los vulnerables y a favor de la igualdad, la justicia, la libertad y la democracia», ha subrayado.

Según Felipe VI, «Cristina Peri Rossi se vale de lo alegórico y de lo simbólico, de los mitos modernizados, donde se encuentran –comenta la autora– «las fuerzas más primitivas e instintivas del ser humano», defendiendo la idea de que la literatura tiene como finalidad expresarse, transmitir y comprometerse».

En su discurso, el Rey también ha destacado que la poeta «siempre ha cultivado de manera sobresaliente las dos modalidades de narrativa breve, el cuento y el microrelato». «Que una escritora haya cultivado con tanta fortuna ambas formas brevísimas dice mucho de su propia disconformidad con los conceptos literarios preestablecidos. Su escritura, en los diversos géneros que ha cultivado, baraja ironía y lucidez, humor y ternura, en una vasta obra cuyo eje siempre es la condición humana y sus vicisitudes. Así, seduce sin hacer concesiones y cautiva con su extraordinario poder de fascinación», ha subrayado.

«UNA VOZ POÉTICA MUY PERSONAL»

El Rey también ha puesto el foco en la importancia que Rossi ha concecido a los títulos «el primer elemento que utiliza el autor para seducir a los lectores, así como a los comienzos y desenlaces de los textos», así como «la intertextualidad, las alusiones o referencias que aparecen en sus versos, sin que por ello, dejen de estar presentes a menudo en sus textos el humor y la ironía, oxigenando la historia, mitigando la transcendencia de lo escrito».

«No en vano nuestra homenajeada ha afirmado que escribir un cuento –y que puede extrapolarse al microrelato– consiste en someterse a sus necesidades internas pues, en suma, la brevedad condiciona el estilo», ha apostillado.

El discurso del Rey también ha estado marcado por constantes alusiones a su obra, como ‘Descripción de un naufragio’, ‘Estado de exilio’, ‘Indicios pánicos’, ‘La nave de los Locos’, ‘Las musas inquietantes’ o ‘La noche y su artificio’, entre otros, y ha señalado que «la pintura, la música, el cine y la fotografía a menudo han alimentado y enriquecido su vida y obra», al tiempo que ha destacado que es dueña de «una voz poética muy personal».

«Enhorabuena Cristina y gracias por abrirnos las puertas de tu casa», ha concluido el Rey entre aplausos de los asistentes. El Premio Cervantes se celebra todos los años el 23 de abril, coincidiendo con la fecha de la muerte del escritor Miguel de Cervantes, y únicamente los dos últimos años no se ha podido celebrar ese día por primera vez en su historia debido a la pandemia de coronavirus.

MÁS INFORMACIÓN

- Publicidad -
- Publicidad -

Última hora