13.7 C
Madrid
jueves, 29 septiembre 2022

La segunda quincena de agosto trae temperaturas hasta 10ºC más bajas de lo normal y lluvias en el noreste peninsular

MÁS INFORMACIÓN

La previsión es que esta situación dure hasta el viernes cuando volverá el tiempo anticiclónico a todo el país, con valores propios de la época.

La segunda quincena de agosto comienza con un «ambiente más fresco» que el que se ha venido registrado en lo que va de verano, según ha advertido el portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), Rubén del Campo, quien ha precisado que en los próximos días se registrará un descenso de las temperaturas por debajo de los niveles habituales de esta época y se registrarán tormentas y lluvias localmente fuertes, especialmente en el noreste peninsular.

En concreto, Del Campo ha explicado que las temperaturas de los próximos días estarán comprendidas entre 3 y 5 grados (ºC) por debajo de lo habitual para esta época del año en la mayor parte del país e, incluso, entre 5 y 10 grados por debajo de lo normal en la zona norte. La previsión de la AEMET sí señala como excepción el área mediterránea peninsular y el archipiélago balear en donde, tal y como ha indicado, continuará el ambiente cálido.

Por días, Del Campo ha señalado que este martes estará marcado por el paso de un frente asociado a una vaguada que «dejará cielos nubosos en el tercio norte». Además, por la tarde «ayudará a la formación de nubes de evolución diurna que desembocarán en tormentas localmente fuertes en Pirineos y Cataluña» con chubascos que, según el portavoz de la Aemet, serán «intensos» y estarán acompañados de «rachas fuertes de viento» con «posibilidad de granizo».

«Incluso en los Pirineos podrían ser muy fuertes esas tormentas y podrían acumularse más de 30 litros por metro cuadrado en tan solo una hora», ha declarado Del Campo, quien ha pedido en esta zona «mucha precaución».

INESTABILIDAD MIÉRCOLES Y JUEVES

Mientras, el miércoles, las previsiones indican que esta inestabilidad se irá desplazando hacia el este peninsular. De esta forma, el área cantábrica seguirá registrando lluvias «abundantes» y Aragón, Cataluña, Comunidad Valenciana y Baleares registrarán «chubascos tormentosos localmente fuertes», con acumulados de «hasta 20 litros por metro cuadrado en una hora», según ha advertido.

En cuanto a las temperaturas, permanecerán bajas, especialmente en el noroeste. Como ejemplo, el miércoles no se espera que Lugo pase de los 20ºC. Además, la AEMET prevé unos 26ºC en Pamplona; 29ºC en Madrid y Barcelona, aunque ha advertido que en la Ciudad Condal se sentirá «sensación de bochorno»; 33ºC en Alicante y Málaga o 37ºC en Murcia.

La situación permanecerá inestable el jueves, según las previsiones, principalmente en el nordeste peninsular y Baleares, donde persistirán los chubascos y tormentas localmente fuertes, especialmente en la costa catalana. Esta situación se trasladará por la tarde, también, al entorno del Sistema Ibérico y a puntos de la Comunidad Valenciana.

Del Campo ha advertido que el jueves también bajarán las temperaturas en el nordeste y se registrarán «vientos fuertes» con presencia de Cierzo y Tramuntana.

CAMBIO EL VIERNES

Sin embargo, esta situación se prevé cambie el viernes con la llegada del tiempo anticiclónico y se generalizarán los cielos despejados. Además, se espera que las temperaturas se eleven entre 6 y 8 grados respecto a los que se registrarán en los primeros días de la semana con «temperaturas propias» ya de este mes de agosto.

Este «ambiente caluroso», según ha indicado Del Campo, se espera que continúe en la primera mitad de la próxima semana, aunque no se descartan nuevas tormentas en la zona nordeste.

Por otra parte, en cuanto a Canarias, estos próximos días soplarán «con intensidad» en la zona los vientos Alisios que «arrastrarán» las nubes hasta Lanzarote, Fuerteventura y el norte de las islas con mayor relieve. En estas zonas no se descartan lloviznas.

Del mismo modo, se prevé que bajen las temperaturas en el archipiélago este martes y el miércoles, aunque volverán a elevarse en los días siguientes, hasta alcanzar los 35 grados en el sur de Gran Canaria durante el fin de semana.

FIN DE SEMANA DE RÉCORD

En cuanto al pasado fin de semana, Del Campo ha señalado que fue «muy caluroso» en las regiones mediterráneas y Baleares, donde se han superado distintos récord de temperatura. Así, a falta de confirmación del dato, en Formentera se registró el pasado 13 de agosto hasta 44,5ºC, la temperatura más alta medida en todo el archipiélago balear desde que se tienen registros.

«Ese mismo día, el aeropuerto de Ibiza alcanzó 41ºC de temperatura máxima superando el récord absoluto anterior en mas de dos grados y medio», ha apuntado el portavoz de la agencia de meteorología.

Un día después, el récord lo alcanzaba el puerto de Palma de Mallorca en donde, según ha indicado del Campo, «no se bajó de los 29 grados». Es decir, se logró el récord de temperatura mínima más alta de todo el histórico en dicha zona.

Además, la AEMET ha destacado que en la costa mediterránea, Alicante alcanzó los 42ºC el día 13, superando los 41,4ºC de julio de 1994; y que el aeropuerto de Almería, con 42ºC también marco su récord absoluto el día 13 de agosto.

Ese mismo día, se registró en mucho puntos el litoral del Mediterráneo «la madrugada más calurosa desde que se tienen registros» con mínimas de entre 27,5 y 29 grados, según la AEMET.

MÁS INFORMACIÓN

- Publicidad -
- Publicidad -

Última hora