9.2 C
Madrid
viernes, 9 diciembre 2022

De Guindos (BCE) incide en que la mejor forma de recuperar el crecimiento es reducir la inflación

MÁS INFORMACIÓN

El vicepresidente del Banco Central Europeo (BCE), Luis de Guindos, ha incidido este lunes en que la mejor forma de recuperar el crecimiento económico es moderar la inflación, por lo que ha justificado la subida de tipos de interés por parte de la institución.

Así lo ha destacado en su intervención este lunes en el ciclo DiálogosAED, donde ha explicado que a medida que la subida de precios persiste, las señales de los mercados se hacen más difuminadas y menos claras, por lo que la asignación de activos es mucho más complicada.

El Consejo de Gobierno del Banco Central Europeo (BCE) actualizó a principios de mes sus proyecciones macroeconómicas trimestrales, en las que refleja, sin mencionarlo expresamente, que la Eurozona caerá en la conocida como ‘estanflación’, es decir, estancamiento de la economía pero con incrementos elevados de precios.

Las previsiones han empeorado en mayor medida de cara a 2023: mientras que en junio el organismo esperaba un crecimiento del 2,1%, el efecto de los precios energéticos en el poder adquisitivo de los ciudadanos y el impacto de los problemas de oferta en la actividad económica les ha llevado a reducirlo hasta el 0,9% para el conjunto de los Diecinueve.

Ante esta situación, el vicepresidente del BCE ha incidido en la necesidad de centrar las medidas en aquellos que tienen unas rentas reducidas, que son los que más están notando el efecto de la inflación al dedicar prácticamente el 100% del total al consumo.

LA ELEVADA DEUDA, EL PROBLEMA DE ITALIA

Respecto a Italia, que celebró sus elecciones este domingo, De Guindos ha señalado que la economía del país lo ha hecho mejor que la media europea en los últimos dos años y que ya ha recuperado el nivel de renta previo a la pandemia.

Además, su sector bancario lo está haciendo mejor que hace unos años, con un nivel de crédito dudoso que se sitúa en torno al 3%. El problema, para De Guindos, es que su deuda pública se sitúa en torno al 150% del PIB, pero ha resaltado que tiene una posición inversora neta «muy buena».

IMPUESTO A LA BANCA

Por otro lado, De Guindos ha evitado pronunciarse sobre el impuesto presentado por el Gobierno español a la banca y ha recordado que si bien el Congreso de los Diputados puede pedir opinión al organismo, esta no sería vinculante.

Así, ha repetido que esta tasa no debe dificultar la concesión de crédito ni endurecer las condiciones de financiación, así como tampoco perjudicar la solvencia del sector.

En cuanto a la economía española, el vicepresidente del BCE ha destacado que cuenta con dos ventajas: el sector bancario no presenta dudas, a diferencia de 2010, y la fortaleza de su sector exterior. «Pediría que se mantengan estos dos pilares, que son fundamentales», ha señalado.

Al ser preguntado por los fondos europeos, De Guindos ha explicado que es muy importante dedicar tiempo a elegir los mejores proyectos, al tratarse esta vez de transferencias y no de préstamos, aunque desconoce el porqué de la lentitud con la que se están concediendo las ayudas en España.

MÁS INFORMACIÓN

- Publicidad -
- Publicidad -

Última hora