11.2 C
Madrid
martes, 27 septiembre 2022

La guionista de ‘Fácil’ replica a Cristina Morales que «de lo único que puede opinar» es «de lo que ha cobrado»

MÁS INFORMACIÓN

Adapta el libro ‘Lectura fácil’ en una serie para Movistar+ que refleja las «vivencias y conflictos» de cuatro mujeres con diversidad funcional

. La guionista y realizadora Anna R. Costa ha replicado a la escritora Cristina Morales que de «de lo único que puede opinar» sobre la serie ‘Fácil’, creada por Costa para Movistar+ y basada en el libro ‘Lectura fácil’ de Morales, es «de lo que ha cobrado».

Costa se ha pronunciado de este modo en la presentación de la serie en el marco de la 70 edición del Festival de San Sebastián, junto a las actrices protagonistas de la serie Anna Castillo, Natalia de Molina, Coria Castillo y Anna Marchessi, al hilo de la polémica sobre el rechazo de Morales a esta adaptación.

La escritora ganadora del Premio Nacional de Narrativa mostró en una columna, titulada ‘Nazi’ y escrita bajo el seudónimo de Crispina Modales, en la revista ‘Rolling Stone’, su rechazo por el «blanqueamiento» de los personajes de las trabajadoras sociales -representado en la serie por la actriz Bruna Cusí-, y de la institución a la que representan.

Costa ha explicado tras leer el texto le contestó a la propia Cristina Morales sobre el contenido de la columna. Tras señalar que tiene «la libertad de poder expresar lo que piense», ha asegurado que le dijo que si quería hablar de la serie podían hablar de la serie y ha incidido en que de «lo único» que podía opinar la escritora sobre ‘Fácil’ «era de lo que había cobrado».

La realizadora catalana ha señalado, en esa misma línea, que todos los personajes que trabajan en la institución en la novela «son malos» y ella tenía interés en que en la serie fuera algo «radicalmente opuesto». Así, ha explicado que le suponía «una traición» el reflejar a los trabajadores sociales «únicamente como institución» sin tener en cuenta que son personas.

«Desde mi primera reunión con Morales le dije que eso no iba a ser así», ha incidido Costa, para añadir que el personaje que interpreta Bruna Cusí «tiene su opinión propia» y ha recordado que hay «fundaciones y personas que terminan pagando multas» en casos como el que se refleja en la serie con Marga.

En ese sentido, ha explicado que en el sistema «existen especialistas sexuales para hombres discapacitados pero no para mujeres» y la trabajadora social, «como mujer joven y empática, tenía que defender esto». «Me parece fundamental que en la serie haya quedado claro la separación entre quién eres y lo que representas», ha añadido.

En cuanto al tono de la serie, Anna R. Costa ha precisado que tenían «clarísimo» que ‘Fácil’ no debía ser «solo una cosa social de denuncia» para evitar que la serie de colocara en «un lugar inamovible».

«Me parecía más interesante vivir su día y a día y sus conflictos», ha apuntado, para añadir que la comedia es «inevitable» en sus trabajos -algo que ya se refleja en su anterior serie para Movistar+ ‘Arde Madrid’-, porque «yo vivo mi vida así».

También se ha referido a la «intimidad» como algo «fundamental para hacer el compendio de todo», componente que también estaba en ‘Arde Madrid’, tal y como ha recordado, y que para la realizadora supone «una honestidad para con los personajes». «Enseñando solo la carcasa no entiendes el lado humano y es fundamental», ha resaltado.

«Siempre que escribo bajo a los infiernos porque es la única manera de llegar a buenos resultados», ha destacado Anna R. Costa, al tiempo que se ha mostrado «orgullosísima» por el guión final de la serie, ya que «no es fácil escribir personajes discapacitados». De esta manera, ha defendido que en ‘Fácil’ todos ellos «son una mujer» que también puede definirla a ella misma que también es «madre, cuidadora, normativa y a veces fuera del sistema».

«COHERENTE Y HONESTO»

Anna Castillo, que interpreta el personaje de Nati, ha explicado que ha sido uno de los proyectos que «más inseguridad» a la hora de concebir un personaje, con unas características físicas y emocionales tan determinadas, y que ha afrontado con el «miedo» de «no dar con las teclas adecuadas». Así, ha señalado que ha sido un proceso de «mucha prueba-error» para lograr que fuera «coherente y honesto», lo que ha resultado «difícil».

En esa línea, ha señalado que a la hora de abordar a Nati fue clave sentir que había una persona «secuestrada dentro de una incapacidad física y emocional», lo que le ayudó a «dar recorrido y arco» al personaje, y a encontrar la «fragilidad» necesaria.

Natalia de Molina, encargada de encarnar a Marga, ha asegurado que ha sido «un desafío en todos los aspectos» y que ha llegado «a lugares que no sabía que podía llegar». En el proceso, se han unido las «inseguridades» a la par con lo que ha supuesto «un acto de amor hacia este personaje y hacia lo que yo entiendo que significa ser actriz». «Me lo he puesto difícil para acercarme a lo que es Marga», ha añadido.

En esa línea, ha afirmado que está «muy orgullosa» porque la experiencia que han vivido el conjunto de las actrices de ‘Fácil’ «es algo que nos ha cambiado».

De Molina se ha referido también a la «perversión» del sistema en estos «tiempos convulsos y violentos» en los que personas como estas mujeres «son violadas y manipuladas de manera perversa», y se ha felicitado de poder «dar visibilidad a algo que está, pero que nos quiere mirar».

La actriz también ha subrayado lo «punki y transgresora» que es ‘Fácil’ y la «falta que hacía que alguien hiciera algo así», en tiempos «tan robóticos en los que hay muchos proyectos que se parecen entre sí» cuando «el arte es algo más intangible».

«TIRARSE A LA PISCINA»

Coria Castillo, que interpreta a Àngels, ha explicado, por su parte, que afrontó con «mucho miedo e inseguridad» el que era su primer trabajo en ficción, aunque ha definido el proceso como «tirarse en una piscina con muchos flotadores». Así, ha expresado, emocionada, que se ha visto arropada por el equipo y ha tenido «un aprendizaje profesional de vida» con el resto del reparto que ha sido «un regalo».

Asimismo, ha señalado que en el proceso fue encontrando «muchas más cosas que me unían con Àngels, que las que me hacían diferente de ella» y ha subrayado que, si se «presta atención», estas mujeres con su discapacidad «no son tan diferentes a nosotras». Además, ha asegurado que Àngels ya «vive conmigo, me la quedo para siempre y me ha enriquecido mucho».

Para Anna Marchessi también es su primer trabajo de ficción. A la hora de interpretar a Patri ha manifestado haber sentido el «síndrome del impostor», algo que quedó atrás tras encontrar «tanto amor y familia» en el equipo que le hizo «mandar al impostor a tomar por saco». De esto modo, ha calificado el rodaje de ‘Fácil’ como «una experiencia inolvidable».

MÁS INFORMACIÓN

- Publicidad -
- Publicidad -

Última hora