35.9 C
Madrid
viernes, 19 julio 2024
Array

De Guindos no descarta que la recuperación econonómica avance con «más vitalidad» de lo que se pensaba

MÁS INFORMACIÓN

El ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, no descarta que la recuperación económica «sorprenda con más vitalidad» de lo que se pensaba hace unos meses, y aboga por «mantener» la recuperación del crédito, el sector inmobiliario y el déficit fiscal «para crecer más y, sobre todo hacerlo mejor». Cumpliendo ese objetivo, se logrará que «la economía crezca entorno al 1,5%» y se genere empleo neto» en los dos próximos años.

De Guindos ha recordado que la crisis financiera y los desequilibrios acumulados durante la etapa de expansión «exigieron severos ajustes y grandes reformas» y ha indicado que los esfuerzos realizados empiezan a dar su «recompensa» en forma de «una mayor confianza y credibilidad» en unos datos económicos «que ya no son negativos».

En un artículo publicado en La Vanguardia, el titular de Economía y Competitividad ha reconocido que su labor «no ha terminado» porque los desajustes que provocaron la crisis «aún no se han digerido». Entre ellos ha identificado el «elevado endeudamiento acumulado» sobre todo en el sector privado, y ha recordado que «la burbuja de crédito tiene que ser reabsorbida».

Como segundo desajuste, De Guindos ha mencionado la burbuja del sector inmobiliario, financiada según él por la del crédito «durante más de una década». Para el ministro, gran parte de este desajuste ya se ha corregido después de que en algunos sectores se haya «tocado fondo». De Guindos ha destacado que el tercer gran desajuste, el déficit fiscal, «se ha corregido incluso con la economía en recesión». Por ello la meta del Gobierno es continuar en esa línea «hasta alcanzar el 3% del PIB en 2016».

De Guindos ha indicado que su principal tarea ahora es compensar los «claros efectos contractivos sobre la economía» que ha generado la corrección de estos tres desequilibrios, para solucionar así «el elevado desempleo». Algunas medidas para conseguir esto «ya se han activado» y otras «están listas para actuar», ha asegurado refiriéndose a la mejora de la competitividad, las facilidades para la refinanciación y reestructuración de deuda privada, la reforma fiscal y la unión bancaria.

Para de Guindos «la economía española ha recuperado la competitividad perdida desde la entrada en el euro», gracias a «la moderación salarial y la mayor flexibilidad del mercado de trabajo», cuestiones que «hay que preservar». Como ejemplo, se ha referido a la agilización en procesos como las quitas o aplazamientos ante una normativa «demasiado rígida» para dar salida a empresas «viables, con un buen plan de negocio, pero con elevada deuda».

«La economía española se financia en mejores condiciones que hace dos años», ha asegurado apoyándose en los tipos de financiación históricamente bajos que ha captado el tesoro en menos de tres meses, y cuyo beneficio «se traslada» a la financiación de las comunidades autónomas y al sector privado.

De Guindos ha destacado que el flujo destinado a las pymes lleva cuatro meses consecutivos en tasas de crecimiento interanual y que el dirigido a los hogares encadena siete meses de crecimiento. Además, «España ha recuperado atractivo para el capital extranjero», que en 2013 aumentó su presencia directa en un 40% respecto a 2012.

MÁS INFORMACIÓN

- Publicidad -
- Publicidad -

Última hora