Facebook

Merkel pide «concesiones de todos» para cerrar el fondo de recuperación en la cumbre de la semana próxima

Michel ve todavía complicado el acuerdo y afirma que queda «muchísimo trabajo por hacer».

La canciller alemana, Angela Merkel, ha pedido este miércoles en el Parlamento Europeo que todas las partes hagan «concesiones» en las negociaciones sobre el fondo de recuperación económica de la UE para conseguir «pronto» un acuerdo, incluso antes de receso veraniego, para dar una respuesta conjunta a situación «extraordinaria».

«Serán necesarias concesiones por parte de todos, también aquí (en la Eurocámara). Estamos ante una situación extraordinaria y sin precedentes en la historia de la UE. En momentos extraordinarios, Alemania está dispuesta a defender una cifra extraordinaria de 500.000 millones de euros. Necesitamos unidad europea», ha expresado la alemana ante el pleno del Parlamento Europeo.

Merkel ha subrayado que «no hay tiempo que perder» para lograr «rápidamente» un pacto que ataje el «enorme» impacto económico de la pandemia y por eso ha hecho una llamada al «compromiso» de todas las partes involucradas en las negociaciones. «No es correcto decir que hay una serie de opiniones maestras que marcan la pauta y sin ellas no funciona, eso no es cierto», ha destacado.

En su opinión, los países deben «ponerse en el lugar del otro» y los esfuerzos necesarios «no deben ser simplemente ejercidos por los países que son más fuertes económicamente». «Cada Estado miembro tienen un papel que jugar, un papel económico, un papel social, un papel político, y esa es la razón por la que os pido a los eurodiputados vuestro apoyo», ha señalado.

La canciller alemana, consciente en cualquier caso de las «diversas opiniones» de las capitales, ha hecho este llamamiento a la unidad una semana antes de la cumbre que los jefes de Estado y de Gobierno de la UE mantendrán en Bruselas los días 17 y 18 de julio y en la que intentarán alcanzar un acuerdo sobre el fondo de reconstrucción.

Sobre la mesa de los líderes estará una nueva propuesta elaborada que el presidente del Consejo europeo, Charles Michel, presentará previsiblemente este viernes. El belga, ha participado también en un debate posterior en la Eurocámara, ha sido más pesimista de cara a un posible acuerdo tras las «extremadamente intensas» consultas que ha mantenido durante las últimas semanas con todos los líderes.

«Mi impresión tras dos o tres semanas de consultas es que estamos todavía no estamos al final de la negociación, queda muchísimo trabajo por hacer», ha dicho el presidente del Consejo europeo, quien ha advertido de que sólo será posible avanzar «si todos los Estados miembros están dispuestos a cooperar».

«Sólo llegaremos si cada uno acepta cesiones hacia el otro. Si cada Estado miembro sigue bloqueado e inmóvil en su punto de partida no habrá solución y entonces no estaremos a la altura de las circunstancias», ha advertido Michel.

El belga ha apuntado que la propuesta original de la Comisión Europea incluía elementos que no eran «aceptables» por parte de algunas capitales y ha identificado seis puntos de debate sobre los que será necesario trabajar durante la cumbre y en los días anteriores para acercar el consenso a veintisiete.

Entre ellos, el tamaño tanto del fondo de recuperación como del presupuesto de la UE para los próximos siete años, el equilibrio entre transferencias y préstamos, la clave de reparto de los fondos, el mantenimiento de las revisiones a la baja de la contribución de los países más ricos a las cuentas comunitarias y la condicionalidad aparejada al acceso al dinero.