30.5 C
Madrid
martes, 25 junio 2024
Array

Rivera condena «cualquier ataque» por motivos políticos y dice que otros no hacen lo mismo cuando es contra Cs

MÁS INFORMACIÓN

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha condenado «cualquier ataque» que se produzca por motivos políticos y ha dicho que le gustaría que otros hicieran lo mismo cuando el objetivo de los ataques es la formación naranja.

Así ha respondido en los pasillos del Congreso cuando le han preguntado por el clima en la campaña para las elecciones catalanas, después de que el actor independentista Toni Albà haya insultado a la candidata de Ciudadanos a la Presidencia de la Generalitat, Inés Arrimadas –la ha llamado «puta» en Twitter–, y que un hombre subido a un tanque amenazara al expresidente catalán Carles Puigdemont y al secretario general de Podemos, Pablo Iglesias.

«Es intolerable que en plena campaña electoral algunas personas se dediquen a difamar a candidatos democráticos que simplemente quieren mejorar la vida de los ciudadanos», ha subrayado, señalando que hay que «estar alerta» ante la «escalada» que se está produciendo.

JUEGO SUCIO

Según ha indicado, Ciudadanos está sufriendo «ataques» en este periodo electoral y por algunos de ellos se han interpuesto denuncias. «Nos están insultando, están jugando sucio, intentando ensuciar e incluso difamar, en este caso a nuestra candidata. También lo han hecho conmigo y mis familiares y con otros compañeros», ha lamentado.

Rivera ha afirmado que en Cs no condenan solo lo que les «conviene» políticamente, sino que rechazan «cualquier tipo de ataque que se produzca a todos». «Espero que los demás hagan lo mismo. A veces echo en falta que, ante este tipo de ataques, todos seamos demócratas y todos condenemos lo que vivimos», ha manifestado.

El líder de la formación naranja ha indicado que aspiran a «cambiar las cosas en Cataluña» tras los comicios del próximo 21 de diciembre para «tranquilizar las aguas, que la libertad y la democracia vuelvan y que no haya bandos ni enfrentamiento».

Posteriormente, en su cuenta de Twitter, Rivera se ha hecho eco de un ‘tracking’ electoral publicado este miércoles por el diario catalán ‘El Nacional’ y ha relacionado las buenas expectativas de Ciudadanos en las urnas con los insultos que reciben. Según ese pronóstico, Cs ganaría las elecciones del 21-D con un 23,57% de los votos y entre 32 y 33 escaños en el Parlament, superando a ERC en más de dos puntos porcentuales.

«Entiendo los insultos de unos y los nervios de otros. Ya queda menos para poner fin al ‘procés’. Hay que concentrar el voto en Cs», ha recalcado.

MÁS INFORMACIÓN

- Publicidad -
- Publicidad -

Última hora