14.2 C
Madrid
jueves, 23 mayo 2024
Array

Belarra mantiene que enviar armas es erróneo e ineficaz y destaca que Podemos será fiel al «no a la guerra»

MÁS INFORMACIÓN

«La guerra no se frena con más guerra», ha subrayado para expresar su orgullo en que Podemos sea un referente ético de la paz.

La líder de Podemos, Ione Belarra, ha reafirmado que la decisión de enviar armas a Ucrania es un «error» y una «medida ineficaz» que ahonda en la «escalada bélica», por lo que ha reivindicado la apuesta por la vía diplomática dado que el «no a la guerra» es el mandato que «impone la decencia» y al que la formación morada va a seguir siendo «fieles».

Así lo ha trasladado en un vídeo difundido en redes sociales en el que ahonda su crítica al envío de material ofensivo a Ucrania, como hizo ayer tras el anuncio el presidente Pedro Sánchez, y lamenta que no se esté apostando lo suficiente por una solución dialogada.

De esta forma, se mantiene la divergencia de respuesta en el seno del espacio confederal, dado que Belarra y la titular de Igualdad, Irne Montero, tienen una actitud contraria mientras que la vicepresidenta segunda, Yolanda Diaz, el titular de Universidades, Joan Subirats, apoyan al jefe del Ejecutivo.

«Sé que decir esto supondrá que nuestro partido va a ser criminalizado, pero estoy orgullosa e que Podemos sea un ejemplo de ética y de resistencia a la presión mediática, y de defensa de la paz como única manera efectiva de parar los pies a (Vladimir Putin), de acabar con las vulneraciones de derechos humanos a los ucranianos, así como de las consecuencias económicas y energéticas en Europa», ha desgranado.

A su vez, Belarra ha recalcado que «hoy más que nunca» los demócratas tienen que decir que la «guerra no se frena con más guerra». «El no a la guerra es el mandato que impone la decencia, y también la inteligencia y la sensatez, y a él vamos a seguir siendo fieles en la defensa de la paz y la democracia», ha enfatizado.

CONDENA LA INVASIÓN «CRIMINAL DE PUTIN»

La líder de Podemos ha subrayado que se están viviendo tiempos «difíciles» ante la decisión de Putin de iniciar una «guerra en el corazón e Europa invadiendo a Ucrania», una «invasión criminal» cuyas consecuencias «más crueles» paga el pueblo ucraniano y al que traslada su solidaridad.

También ha dicho que comparte la sensación que tiene mucha gente ante el sufrimiento de la sociedad ucraniana y, por ello y ante un «escenario incierto y peligroso» de una posible guerra mundial, quiere trasladar que la mejor opción es apostar por una «solución pacífica y diplomática» a este conflicto.

En contraposición, ha tildado de «incomprensible» que las delegaciones de ambos países se estén reuniendo en la frontera de Bielorrusia, a su juicio, «sin el apoyo de Naciones Unidas, sin mediación y sin observación internacional».

«La comunidad internacional no está echando el resto para apostar por la diplomacia ni ha puesto todos los esfuerzos en una escalda bélica peligrosísima, que puede acabar muy mal», ha remachado la ministra de Derechos Sociales.

Y tras entender que mucha gente «con buenas intenciones» pueda apoyar el envío de armas y que su posición no sea «compartida por todos», ha reiterado que remitir material ofensivo es «ineficaz» y «no será suficiente» para cambiar una «correlación militar de guerra», lo que además desliza «aún más la pendiente de guerra» global.

De esta forma, Belarra ha defendido que la elección «no es enviar o no» más armas a Ucrania, sino la «negociación y la diplomacia» o un «conflicto mundial» entre Rusia y una coalición internacional liderada por Estados Unidos.

SIGUE LA DIVERGENCIA EN EL ESPACIO CONFEDERAL

Esta mañana el portavoz de Unidas Podemos, Pablo Echenique, ha reafirmado también que el envío de armas es un «error» y que lo «sensato» es la vía diplomática, mientras que la portavoz federal de IU, Sira Rego, ha subrayado que el armamento «no es parte de la solución sino del problema».

En contraposición, Yolanda Díaz ha vuelto a defender hoy que España envíe armas a Ucrania, destacando que el liderazgo en la política exterior le corresponde al presidente del Gobierno, destacando que nunca van a abandonar la diplomacia y las salidas dialogadas, pero siempre sabiendo» también «que el pueblo ucraniano debe ser ayudado».

MÁS INFORMACIÓN

- Publicidad -
- Publicidad -

Última hora